Listado de la etiqueta: Tensión arterial

Calor e Hipotensión

Calor e Hipotensión

Calor e hipotensión están muy relacionados. La presión arterial es la fuerza con la que circula la sangre por nuestras arterías después del latido de nuestro corazón. Se consideran niveles de tensión arterial normal cuando está oscila entre 130-90 mmHg (la máxima) y 80-60 mmHg (la mínima). Se considera hipotensión cuando tenemos niveles por debajo de 90-60 mmHg .

¿Cuáles son los factores de riesgo que predisponen calor e hipotensión?
  • Edad: la hipotensión es más frecuente en personas mayores de 65 años y mujeres jóvenes.
  • Sufrir determinadas enfermedades: Parkinson, diabetes, problemas endocrinos y algunas alteraciones cardíacas como la arritmia, angina o infarto, e insuficiencia cardíaca.
  • Medicamentos: antihipertensivos mal regulados, ciertos ansiolíticos, antidepresivos, diuréticos, analgésicos, medicamentos para la disfunción eréctil y medicamentos del corazón.
  • Estar deshidratado como consecuencia de la fiebre, vómitos, diarrea grave, el uso excesivo de diuréticos, el consumo de alcohol y el ejercicio extenuante.
  • Una dieta pobre en hierro u otros nutrientes como la vitamina B-12 y el ácido fólico.
  • La alta temperatura ambiental también aumenta el riesgo de sufrir una caída de la tensión.
¿Por qué baja la tensión en verano?

El verano es la estación donde más bajadas de tensión se producen debido sobre todo al calor pues los vasos sanguíneos se dilatan y la sangre circula con menos fuerza por las arterias. Pero también hay otras razones que predisponen a sufrir bajadas de tensión arterial en esta época del año, como una mayor tendencia a deshidratarse, beber más alcohol o comidas más copiosos en vacaciones.

¿Qué síntomas tiene una caída de tensión?

Los síntomas que puede provocar la hipotensión son:

  • Visión borrosa
  • Sensación de mareo
  • Sudor brusco
  • Debilidad repentina y confusión
  • Inestabilidad al caminar
  • Silbidos en los oídos
  • Palidez
  • Náuseas
  • Posibles desmayos
¿Qué complicaciones puede presentar la hipotensión?

La presión arterial extremadamente baja puede impedir que el cuerpo reciba la sangre y el oxígeno necesarios. Si la caída de presión se produce de forma grave y repentina, se puede producir un choque hipotensivo que puede afectar a órganos vitales como el corazón y el cerebro. Se trata, por tanto, de una situación de emergencia que podría provocar la muerte. Se manifiesta con confusión, piel fría, húmeda y pálida, respiración rápida y superficial, y pulso débil y rápido.

A su vez, síntomas como la debilidad, los desmayos y la visión borrosa incrementan el riesgo de caídas, lo que puede llevar, a su vez, a fracturas y traumatismos.

¿Qué hacer frente a una bajada de tensión?

Ante el riesgo de desmayos y caídas, debemos buscar un lugar fresco, sentarnos o tumbarnos, poner los pies en alto, beber agua y tomar algo que nos ayude a subir la tensión de manera rápida, como alguna comida salada, patatas fritas, jamón, adobados…o una bebida azucarada.

Si pasa a otra persona, debemos actuar igual.

Tratamiento hipotensión

No suele ser necesario tratar la hipotensión en caso de que sea asintomática o provoque sólo síntomas o signos leves, sólo seguir una serie de recomendaciones.

Si la razón es el uso de un medicamento determinado, es necesario que el médico lo identifique como causante y ajuste la dosis o lo sustituya por otro.

7 consejos para evitar que baje la presión arterial con el calor
  1. Evitar los lugares calurosos o concurridos, sobre todo en las horas de más calor, y además debemos evitar estar mucho tiempo de pie en estos lugares.
  2. Bebidas
    • Beber en abundancia. Lo ideal es beber agua. Hay que evitar las bebidas azucaradas y muy especialmente el alcohol, ya que favorecen la deshidratación.
    • Tomar infusiones de jengibre.
    • Algunos estimulantes, como el té, el café o el ginseng también favorecen que la tensión suba, pero deben tomarse con moderación, especialmente con personas con tendencia al nerviosismo o con ansiedad o con alguna enfermedad crónica.
  3. Dieta saludable teniendo en cuenta que ante la hipotensión es necesario:
    • Hacer comidas poco copiosas. Comer poco y a menudo. El chocolate (mejor negro y con poca azúcar) y el regaliz, ayudan a subir la presión.
    • Comer frutas y vegetales por su alto contenido en agua.
    • Optar por alimentos salados en momentos puntuales, pero no como remedio contra la hipotensión. En exceso no son saludables. Las comidas muy saladas, tipo jamón, patatas fritas, queso muy curado, anchoas… deben tomarse de forma ocasional o para subir la tensión en caso de urgencia.
  4. Optar por llevar ropa ligera y poco agarrada al cuerpo para que no suba la temperatura corporal.
  5. No hacer ejercicio intenso en las horas punta del día ni siempre que haga mucho calor.
  6. Evitar ducharnos con agua muy caliente o hacer una sauna, pues el agua caliente favorece el ensanchamiento de nuestros vasos sanguíneos y, por tanto, las bajadas de tensión.
  7. Dormir con una almohada alta. Al levantarnos, el cambio corporal no nos resultará tan brusco.

¡Pregunta!

Desde Olivet Farmacia Integrativa y como especialistas en enfermedades vasculares podemos apoyarte en el control de la hipotensión mediante un control, consejo y abordaje integrativo farmacéutico.